pregnant-1207238_1920A partir de los testimonios que nos han llegado a Lligam, sabemos que se están denegando sistemáticamente las solicitudes de libre elección del servicio de atención sanitaria a las mujeres que, provenientes del Hospital de Ontinyent, quieren trasladarse a parir al Hospital Mare de Deu del Lliris de Alcoy.

Esta decisión que parece que esta tomada por las gerencias de las áreas de salud Xàtiva-Ontinyent y Alcoy. El argumento explicativo a las resoluciones es “el aumento de demanda que estamos sufriendo, no disponemos de los recursos suficientes para garantizar una atención de calidad”.

Sabemos, por fuentes confiables, que este argumento no está fundamentado en cifras reales, así como que la motivación por el cambio de gran parte de las mujeres es la búsqueda de una atención respetuosa y actualizada en la evidencia científica en su proceso de parto y nacimiento de su hijo o hija.

Desde Lligam, contando con el respaldo de El parto es nuestro y la asesoría de su equipo jurídico, iniciamos una campaña informativa y de recogida de firmas para solicitar que la atención obstetricia del Hospital de Ontinyent se adecue a la evidencia científica recogida, entre otras, en las guías de atención al embarazo, parto y pos parto del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad. Ahora, solicitamos que no se deniegue el derecho a la libre elección de atención especializada a las mujeres que lo tramitan, para ser atendidas en otro hospital público durante su embarazo y/o proceso de parto-nacimiento.

Sabemos que las condiciones que envuelven el proceso de parto y nacimiento influyen en la salud física y psicoemocional de la madre y el bebé, y de su vinculación y aspectos tan importantes como el establecimiento de la lactancia materna. Procurar una atención sanitaria adecuada es una cuestión de salud pública.